jueves, 11 de agosto de 2016

CIRSA, su breve aventura en el pinball

  CIRSA - Compañía Internacional del Recreativo SA 





     Sociedad de Tarrasa (Barcelona) fundada en 1978 por Manuel Lao Hernández (Almería 1944) con un 56% de acciones y su hermano Juan Lao Hernández (Almería 1947) con un 44%.



       Al revés que la mayoría de los fabricantes españoles de pinballs, CIRSA comenzó con la explotación y fabricación de maquinas tragaperras y, durante un breve periodo (1986-1989), también fabricó pinballs, en concreto 11 modelos.

     Hay que aclarar que en 1983 la Compañía Internacional del Recreativo SA se renombra a CIRSA y se convierte en un holding abarcando varias áreas de negocio y agrupando un conglomerado de empresas filiares con más de 300 socios accionistas. De todas esas empresas, para el tema del pinball, tenemos que tener en cuenta dos:



 UNIDESA Universal de Desarrollos Electrónicos, S.A., de Barcelona fundada en 1984 y situada en Ctra. Castellar, 298 Terrassa – Barcelona. La principal filial de CIRSA para la fabricación de máquinas recreativas, tanto de video, como tragaperras como algunos pinballs.





 Stargame S.A. situada en la Ctra. De Santa Cruz de Calafell Km. 9.3 - Polígono industrial Can Fonollar, nº39 – Sant Boi – Barcelona, con una breve historia pues parece ser que solo fabricó pinballs durante tres años.


     A finales de 1985 CIRSA realizó un pedido a Williams de 500 kits de cada uno de los modelos 'Comet', 'High Speed' y 'Space Shuttle'. Estos kits estaban compuestos, entre otros elementos, por el tablero, los displays digitales y otros elementos electrónicos. Igualmente CIRSA pagó a Williams los derechos para replicar los artes y las tarjetas electrónicas.
     Por tanto tenemos los tres primeros pinballs que fabricaron lo hicieron con kits que montó UNIDESA y que eran prácticamente iguales que los americanos. Pero posteriormente también decidieron hacer réplicas, al menos de la “Space Shuttle” que montó STARGAME y que tienen pequeñas diferencias que las hechas con kits. Big Guns y Pin Bot también fueron pinballs replicados o hechos con kits y que montaban Unidesa y/o Stargame.
     Stargame era la principal encargada de fabricar los pinballs propios de CIRSA y los primeros fueron Space Ship e Iron Ball, a los que le siguió Mephisto (probablemente el pinball propio mas popular de CIRSA), White Force y Slalom Code 0.3.
         El último de los pinballs de CIRSA fue Sport 2000, que fue sacado con la marca UNIDESA. A partir de aquí no consta que CIRSA o alguna de su filiares fabricara otros pinball.

Lista de pinballs con indicación si eran pinballs originales o no y bajo que marca (Unidesa o Stargame) se sacó al mercado: 
PINBALL AÑO ORIGINAL UNIDESA STARGAME
Comet 1986
NO
SI
NO
Space Shuttle 1986
NO
SI
SI
High Speed 1986
NO
SI
NO
Space Ship 1986
SI
NO
SI
Iron Balls 1986
SI
NO
SI
Big Guns 1987
NO
SI
SI
Mephisto 1987
SI
NO
SI
Pin Bot 1987
NO
NO
SI
White Force 1987
SI
NO
SI
Slalom Code 0.3 1987
SI
NO
SI
Sport 2000 1987
SI
SI
NO


            En 1997 Manuel Lao compra sus acciones a su hermano Juan Lao y se hace con el 100% de CIRSA e inicia su expansión que le lleva hasta hoy en día (2016) donde tiene más de 14.000 empleados y mas de 200 empresas presentes en 70 países. Manuel Lao aparece en el puesto 722 de los más ricos del mundo de 2016 y el 8º de España con una fortuna estimada en 2.000 millones de Dólares USA $.

domingo, 3 de julio de 2016

Sega,S.A. / Sonic, desde Japón hasta Parla.

Inicios 

SEGA S.A. (SErvice GAmes Sociedad Anónima) es una empresa española con NIF A28201622 que se constituyó el 25 de marzo de 1968 en Madrid. El capital de la empresa era de la japonesa Sega Enterprises. La razón social de la empresa es la de “Fabricación y mayorista de máquinas de juegos recreativos y de azar (100%)”.

En su primera época se dedicaron a la fabricación de máquinas de arcade electromecánicas: El Alamein, Grand Prix, Guerrilla Fighter, Killer Shark, Rally, Red Baron, Safari, Soccer… (En la oficina de patentes podéis encontrar docenas de modelos). Todas ellas utilizaban tecnología y patentes de Sega Japón o directamente era copias de otras máquinas ya fabricadas en Japón, pero ahora fabricadas en España lo que evitaba los altos aranceles. 

SEGA S.A. en 1973 situó su sede y fábrica en la Ctra. De Toledo, Km. 22,900 Parla (Madrid), antes estuvo situada en C/Adela Balboa, nº3 de Madrid.

7000 m2 de nave industrial, 1000 m2 de oficinas técnicas, 1000 m2 de oficinas de administración y 30.000 m2 de terreno anexo

Los pinballs

SEGASA/SONIC tiene un largo recorrido en el mundo del arcade, videojuego y tragaperras, pero aquí lo que nos interesa es el PINBALL, en el que podemos distinguir tres épocas muy diferentes. 

 1ª época (1973-1975)

Sobre 1973, SEGASA se decide a fabricar pinballs y, curiosamente, en vez de fabricar los modelos que Sega hacia para Japón, llega a un acuerdo con la americana Williams para reproducir sus modelos. Y hasta 1975 prácticamente calcaron el catálogo de Williams: Jubilee (1973), Casbah (1973), Darling (1973), Gulfstream (1973), Spanish Eyes (1973), Super Star (1973), Travel Time (1973), Astro Flite (1974), Dealer's Choice (1974), Triple Action (1974), Baby Doll (1975), Big Ben (1975), Lucky Ace (1975), Star-Flite (1975)… 

Hay una serie de modelos de Williams de aquella época que SEGASA registró en la oficina de marcas para poder fabricarlos pero que desconocemos si fue así (aún no los hemos encontrado) o se quedaron en el tintero: Skylab, Star Pool, Pat Hand, Triple Strike, Toledo y Space Mission. 

SEGASA, en estos casos, no modificaba apenas el diseño de los americanos y se limitaba a poner su marca y a realizar pequeños cambios estéticos. Tan iguales eran sus productos que se llegaron a importar a Italia bajo la marca de Williams. Tenemos el ejemplo de la Big Ben.

 Big-Ben bajo la marca Williams que fabricó SEGASA para el mercado italiano, el “COPIYRGHT” sin duda es culpa de los dedos torcidos de algún español.

Copiar pinballs a los americanos no era ni raro ni poco ético, ellos tenían la tecnología y nosotros un mercado donde tenían difícil entrar. Otras marcas escogieron caminos similares, otros aprendieron a base de errores, SEGASA eligió el camino más fiable y mas legal que garantizaba unos pinballs de primera línea.

2ª época (1976-1979) 

En 1976 SEGASA da un golpe de timón y decide sacar sus máquinas al extranjero (llegó a exportar el 90% de su producción), y para ello hace dos cosas: Crear una marca propia, SONIC, para que no se la confunda con la japonesa SEGA, y hacer sus propios modelos de pinball para poder competir en USA y Europa.

Con un diseño sorprendentemente cuidado SEGASA dio en el clavo e hizo una serie de pinballs preciosos: Cannes (1976), Casino Royale (1976), Faces (1976), Joker's Wild (1977), Mars Trek (1977), Mónaco (1977), Prospector (1977), Super Straight (1977), Bird Man (1978), Butterfly (1978), Cherry Bell (1978), Chorus Line (1978), Jai Alai (1978), Space Queen (1979), Storm (*) (1979), Third World (1979) y Night Fever (1979). 

Todo hay que decirlo, en ocasiones se inspiraban en modelos de Williams. Por ejemplo el playfield de la Cannes (1976) y la Mónaco (1977) se parece bastante a la Space Mission (que recordemos que SEGASA tenía registrado). El pinball Mónaco es una reedición de la Cannes, ambas de 4 jugadores, con pequeños cambios estéticos y de puntaje, lo curioso es que a pesar de la revisión que se hizo no cambiaron un error ortográfico: en la parte superior del playfield pone "EXTRA BALL Whet lit" en vez de "When Lit". 

 Un error tonto lo tiene cualquiera 

Casino Royale (1976) cuenta con el honor de haber sido pirateada, posiblemente por alguna empresa italiana, de una forma bastante chapucera.


Faces (1976) es el primer pinball que sacaron con la marca SONIC y que exportaron bastante. Es uno de los pinballs electromecánicos mas bonitos que se hayan fabricado. Un colorido y una luminosidad que lo hace muy apreciado sobre todo entre los aficionados americanos donde se vendió muy bien. El diseño del playfield lo habría firmado el mismo Picasso. 



Joker's Wild (1977) es un pinball poco conocido pero con un backglass con un uso de la perspectiva interesante.


Mars Trek (1977), otro pinball de SONIC que fue otro exitazo. Aun hoy en día los coleccionistas flipan con la calidad que tenía para su época. Con tecnología Williams (fáciles de reparar) pero fabricados con mimo y para durar de verdad, muchos de ellos han llegado hasta nuestros días en perfecto estado y es un pinball cotizado por su estética, por su juego y por su calidad.


 Aquí vemos una factura por la compra de una Mars Trek el 10/06/1978 por 979$ un precio que parece un poco excesivo, pero el cambio $-Peseta era muy diferente al de ahora: 79’23 pesetas por 1 dólar, lo que hace 78.000 pesetas al cambio (460€) impuestos y trasporte incluidos. Para ponerlo en perspectiva, un coche, un Seat 132L diesel valía 10 veces mas 792.000pts. Por el precio de un coche de gama media de hoy en día no te compras 10 pinballs nuevos de Stern, ni a la mitad llegas. 

Prospector (1977), es un pinball basado en los personajes cómicos de Laurel & Hardy, conocidos en España como el Gordo y el Flaco. De nuevo otro pinball que tuvo bastante mas éxito en USA que en España. Desconocemos si SEGASA/SONIC pagó por derechos de imagen.


Chorus Line (1978) es, hasta ahora, el mas enigmático pinball de SEGASA/SONIC, mucha fuentes dicen que existió pero no hay foto alguna. Se dice que se fabricó en Marzo de 1978 y sabemos que hay un musical muy famoso llamado A Chorus Line que empezó a representarse en Broadway en 1975 estando 15 años en cartel, pero poco mas. 

Hay un pinball con la marca SONIC llamado Jai Alai (1978), basado en el juego/deporte de frontón llamado en castellano cesta punta (que en euskera se dice Jai Alai) y que ha sido muy popular en USA. Lo curioso del tema es que, según la IPDB, Williams hizo un pinball también llamado Jai Alai menos de un año antes que SONIC pero que nunca pasó a producción y que fue el primero en llevar los banana flippers (que hacían como si fueran las cestas que empuñan los jugadores).


Una idea genial pero que se quedó en un solo modelo-prototipo que un sobrino de un jefazo dejó olvidado en un apartamento universitario y del que no quedan fotos ni descripción. ¿Fue ese diseño el que utilizó SEGASA para su Jai Alai? Sería interesante saberlo. Si era el mismo SEGASA decidió abstenerse de utilizar los banana flippers.

¿No se parecen los banana flippers y las cestas puntas? 

El último pinball que SEGASA sacó al mercado con marcadores de tambor fue Space Queen (1979) con 4!! flippers y un diseño realmente curioso. Tampoco fue muy conocido. 


 Era ya el año 1979 y SEGASA/SONIC aun no se había puesto a fabricar pinballs con marcadores de 7 segmentos y placas electrónicas, mientras que otros fabricantes españoles ya llevaban un par de años sacando modelos. La tecnología comprada años atrás a Williams se había quedado obsoleta. Y de nuevo, sin que se vuelva a repetir mas veces, vuelve a comprar un pinball a Williams. Se trataba de un modelo que había sacado a principios de 1979 y que tenía una serie de tecnologías únicas hasta ese momento como el sonido dinámico y las bombillas flash, y se llamaba, valga la redundancia, Flash! Aunque SEGASA lo sacó al mercado como Storm (por eso lo del *). 

A mi no me cabe duda que si SEGASA volvió a comprar un pinball a Williams era para quedarse también con la tecnología, pues en el mismo año sacó los otros dos últimos pinballs de aquella época y ambos con marcadores de siete segmentos ¿casualidad?: Third World (1979) y Night Fever (1979), éste último basado en la película Fiebre del Sábado Noche (Saturday Night Fever 1977) aunque no creo que pagara la licencia.



Un tema muy interesante es que a finales de 1979 SEGASA registra en el Registro de Marcas una serie de backglass de pinballs y esta vez no se limitó a Williams, sino que picó en muchos otros fabricantes: Kiss (1979), Paragon (1978) y Playboy (1978) de Bally, Time Warp (1979) y Stellar Wars (1979) de Williams , Hot Hand (1979) y Magic (1979) de Stern, Genie (1979) y Pinball Pool(1979) de Gottlieb y Sharpshooter (1979) de Game Plan. Como veis, lo mejorcito de cada casa. 

Uno que no cree en casualidades, viendo las diferentes marcas, observando que entre ellos hay pinballs licenciados como Playboy y Kiss, y viendo que el registro de marca se hizo con fotos del cabezal y no con el original del dibujo como lo hacía habitualmente SEGASA, no puedo sino sospechar que realmente nunca llegó a comprar estas licencias y o bien adelantaba trabajo mientras negociaba con los americanos o bien intentaba dificultar que otros fabricantes españoles registraran esos modelos. 

 
Como ejemplo nos fijamos en el dibujo del registro D0013378 de fecha 17/12/1974 con el backglass de la máquina Satin Doll (1974) de Williams que utilizó para su Baby Doll (aunque modificándolo ligeramente para adaptarlo a un pinball de 1 jugador). Como vemos (aunque el escaneo es muy malo) es un dibujo original donde hasta han marcado los colores. En cambio si vemos el registro D0015691 de fecha 19/10/1979 de la Hot Hand(1979) de Stern, se ve claramente que han recortado el cabezal del fyer para hacer el registro, muy chapucero. 


 Pero nos quedaremos sin saber cuál era la intención de SEGASA, porque llego la crisis económica, generalizada en todo el mundo y especialmente en el mundo del pinball español, y todo se fue al traste. Como ejemplo, en 1975 se sacó, solo en España, más de 35 modelos nuevos de pinballs, pero en 1981 solo se hicieron dos, otros dos en 1982 y ninguno en 1983. Si SEGASA-SONIC iba a sacar todos esos modelos que registró, definitivamente se lo pensó mejor.

3ª época (1985-1988) 

En 1984 la cosa empezó a mejorar para el pinball español y definitivamente en 1985 se volvió a lanzar hasta 1986, donde se volvió a alcanzar cotas anteriores, a los mejores niveles de 1975. Así que SEGASA, después de 5 años en blanco (1980-1984) quiso volver a subirse al carro del pinball e intentó una serie de aventuras para ello:

 * Vemos en el registro de marcas y patentes que de nuevo registro dos pinballs de Williams: Comet y Space Shuttle (esta vez con sus planos y dibujos proporcionados por el fabricante), pero, y desconocemos cómo pasó, alguien se le adelantó y a finales de 1985 Cirsa-Unidesa realizó un pedido de 500 kits de cada uno de los modelos 'Comet', 'High Speed' y 'Space Shuttle' y los sacó al mercado español con su propia marca.

* SEGASA sacó, para su primer pinball de los 80, la mesa Gamatron que compró a Pinstar (empresa que fundó Gary Stern cuando Stern Electronics quebró por la crisis de los 80) y que inicialmente era un kit de conversión para maquinas de Bally. Pero no queda claro que SEGASA comprara estos kits porque hay diferencias bastante claras en el artwork. El de SEGASA está redibujado y es mucho mas claro y luminoso, aunque mantiene el copywrite de Pinstar.


Pinstar versus SEGASA 

Se cree que SEGASA solo compró el diseño, lo mejoró y lo fabricaron enteramente ellos. De todas formas la aventura no les llevó muy lejos, no fue un pinball muy popular.

* Pero, finalmente, otra vez SEGASA buscó una solución original y definitiva: (Palabras de Eulogio Pingarrón) “He leído por ahí que Peyper había heredado la electrónica de Sonic. Nada más lejos de la realidad; cuando Eduardo Morales, Director de SEGASA-Sonic, visitó las instalaciones de Peyper y se entrevistó con Eulogio Pingarrón, le propuso que Peyper cediese a Sega Sonic el derecho a fabricar el modelo ODIN; llegaron a un acuerdo económico y Sega Sonic solicito que en el precio fuese incluido la tecnología electrónica de Peyper y hasta el modelo del mueble cuyo diseño también era de Peyper. Del mismo modo Eduardo Morales pidió que en los modelos cedidos por Peyper se hiciera constar en sitio visible que el diseño de juego era obra de Eulogio Pingarrón”. Y por eso existe el pinball Odin de Peyper y Odin de Luxe de Segasa que son idénticas (a pesar del “de Luxe”).


Otra curiosidad de esta ‘compra’ es sobre el rótulo de “El Flipper” que Peyper puso en el zócalo (o Apron) en la Odín (y luego en la Némesis al año siguiente) y que luego sustituyó por “El Movimiento” en el resto de sus pinballs. Pues bien, este rótulo también empezó a utilizarlo de la misma forma SEGASA y lo puso, desde la Odín de Luxe, en todos y cada uno de los pinballs que manufacturó hasta el final.



La siguiente colaboración Peyper-SEGASA se materializó en la máquina Odisea (1987). El 13 de Octubre de 1987 en Madrid se hizo la presentación conjunta del pinball. En este caso en el backglass salían los dos logotipos conjuntamente, el de Peyper y el Sonic, pero eso no quita con que cada uno tuviera su flyer y que hubiese pequeñas diferencias: cada marca pintaba sus muebles con su marca, igual pasaba con los bumpers o los lanzadores que cada fabricante utilizaba sus elementos típicos.


Este pinball marcó una época, sobre todo en Peyper, al introducir los mandos laterales para mover el tablero (patente de Eulogío Pingarrón). Peyper también lo puso en sus últimas dos máquinas Wolfman y Sir Lancelot.

Con ésta tecnología de Peyper y sus propios diseños, SEGASA sacó al mercado sus últimos 4 pinballs: Solar Wars (1986), Pole Position (1987), Star Wars (1987) y Hang-On (1987).

El 28 de Abril de 1988, durante un acto celebrado por SEGASA para la presentación de varias de sus máquinas, Eduardo Morales hablaba de la fabricación de pinball por SEGASA y en concreto de la mesa Star Wars con las siguientes palabras: “SEGA deja de producir pinballs en 1978. Fabricados hasta ese año con tecnología Williams, ofreciendo un resultado mas bien mediocre por los problemas técnicos que crearon. Cuando el pinball volvió a resurgir gracias a JP, SEGA pensó que el pinball era un proyecto a tener en cuenta. Empezamos gracias a la ayuda de un diseñador experimentado, Eulogio Pingarrón. Posteriormente desarrollamos nuestros propios diseños como “Solar Wars”, “Galatrón” y, finalmente, la “Pole Position”. Como todos los modelos lanzados por esta firma, ha sido convenientemente probado en la calle en pequeñas cantidades y con discreción porque estábamos en plena producción de la “Pole Position. La presentación y el acabado son impecables, es una máquina que, en este aspecto, tiene la mayor altura

 Poco después diseñadores de SEGA reconocieron que la “Star Wars” no se vendió muy bien, sobre todo comparando con la “Pole Position” que arrasó el mercado, a pesar de que consideraban que la “Star Wars” tenía un diseño superior a la “Pole Position”. Recordemos que hay una leyenda negra que dice que fabricante que hace un pinball con la licencia de Star Wars acaba mal, SEGASA dejó de fabricar pinballs ese mismo años, solo fabricando un modelo mas, Hang-On.

 Hang-On fue diseñado por José María Gallego Goma, que también diseñó y registró en 1987 dos modelos más que no llegaron a ver la luz.



¿Porqué SEGASA dejó de fabricar pinballs? Supongo que porque algún responsable vio que el pinball no tenia mucho futuro, el hecho es que sobre marzo de 1988 SEGASA anunció la fabricación un nuevo pinball “Laser War”, bajo licencia de Data East, “en cuanto sea adaptado a la modalidad de juego español y sustituidos algunos de sus componentes”.

En la misma revista donde se realizaba este anuncio, el nº 55 de Pîn-ball (Información obtenida gracias a A.R.C.A.D.E.), en un artículo sobre el diseño de máquinas recreativas, Miguel Angel Echevarren, director artístico de SEGA, explica que él prefiere que los “frontones” (backglass) con técnicas pictóricas en vez de las fotográficas muy de moda en aquellos tiempos en USA: “La fotografía es más problemática para nosotros, mientras que el dibujo nos queda mas contrastado”. Y, para ilustrar el artículo nos enseña el dibujo realizado por el mismo que va a sustituir el backglass de Data East.

 Miguel Angel Echevarren y su diseño.

En el mismo artículo hay otras dos fotos. En una de ellas nos muestra un diseñador de SEGA, del que no se dice su nombre, retocando un diseño y en la otra a Federico Baldo, diseñador industrial de Sega posando junto con un playfield volteado, probablemente del nuevo pinball.




Final de Sega S.A. 

Por supuesto SEGASA – SONIC no acabó en el año 1988, paralelamente a la fabricación de pinballs también siguieron líneas de fabricación de maquinas de arcade, videojuegos y tragaperras y teniendo muchos éxitos.

En los 90 SEGASA pasa a dedicarse solo a la fabricación de tragaperras y en 1994 SEGA Japón abandona el accionariado de SEGASA SONIC que pasa a ser 100% propiedad de accionistas españoles.

 Llegado el siglo XXI, con el cambio al Euro y la dura competencia en España, SEGASA entra en suspensión de pagos. Noticia aparecida en el Pais, el 17/04/2002:
“S. HERNÁNDEZ | Madrid El euro ya tiene sus víctimas. El fabricante de máquinas recreativas Sega, la tercera del mercado nacional con una cuota del 15% tras las dos grandes firmas del sector (Cirsa y Recreativos Franco), ha presentado suspensión de pagos en los juzgados de Madrid. El director general de Sega, Eduardo Morales-Hermo, señaló ayer que 'los efectos que en el sector ha tenido la introducción del euro que afectó negativamente a los resultados de los ejercicios de 2000 y 2001, la fluctuación en la demanda y el tener que asumir parte de los costes de transformación de las máquinas han influido en esta decisión'. También resaltó como factor determinante la competencia de precios planteada por las dos grandes empresas, Cirsa y Franco, que han provocado una drástica reducción de los márgenes brutos. Por último, la total paralización de la demanda que se ha producido desde enero, que ha paralizado la producción. No obstante, la empresa cuenta con una situación patrimonial positiva y el pasivo neto afectado por la suspensión es de 8,3 millones de euros, por lo que se plantea un pago aplazado de la deuda sin quita. La empresa espera poder pagar la deuda en junio. Sega cuenta con el 15% del mercado de máquinas recreativas con premio en España, que asciende a 240.000 unidades instaladas.”

De esta suspensión de pagos ya nunca se recuperó y, aunque a fecha de hoy (2016) por temas legales y de deudas la empresa parece que aun no se ha disuelto, realmente se liquidó en 2005.

Evolución del logotipo 

 Dentro de la historia del pinball español se tiene que considerar a SEGASA/SONIC como una de las importantes, un poco por debajo de los “4 fantásticos” Playmatic, Petaco, Maresa e Inder, pero una de las más conocidas en el extranjero. Los pinballs que diseñaron ellos mismos eran de una calidad increíble, hechos para durar, muy amenos y con un diseño precioso. Pero sin duda fue una empresa con muchos altibajos y a la que las circunstancias la arrastraron, como una hoja al viento o como una bola en un pinball.

Quien es Quien

Eduardo Morales-Hermo: En SEGA.SA desde el principio, en 1979 pasa a ser Director gerente y Vicepresidente. Uno de los grandes del automático en España, sigue en activo

Carlos Villa Herranz : Director de producción (fallecido en 1991)
 
Ramón Avilés Serrano: Director financiero 

Miguel A. Soto Álvarez: Director de ventas

Manuel Velázquez Villaverde: Director comercial. Se trata del exfutbolista del Real Madrid. (Falleció a principios de 2016) 
Jesús Galiana Ortega: Director de personal 
José María Gallego Goma: Diseñador de juegos

Fernando Vizcaíno Casas: Asesor Laboral (aparte de famoso escritor era un abogado laboralista) (Fallecido en 2003) 

Miguel Angel Etxavarren Aramendia: Director artístico. (Fallecido en 2004) 

Federico Baldo, diseñador industrial
Txus Algora 2016.

viernes, 29 de abril de 2016

Animación de los mejores pinballs del mundo.

Pues aqui os pongo una muy bonita y currada animación basada en 5 de los mejores pinballs fabricados nunca (en opinión del autor: Aleksander Saharovsky). A ver quien lo adivina (es facilito):


Pinball recortable

No es que vaya a ser la leche, pero me ha resultado curioso.

pulsar en la imagen para ver postal en alta calidad

Y aqui las instrucciones para montarlo.

jueves, 14 de abril de 2016

ROBB - GOLDMIND (Official Music Video)


sábado, 19 de marzo de 2016

La mala fama de los operadores.

Soy Operador de máquinas recreativas y llevo toda la vida trabajando con ellas. Fue algo que heredé de mi padre que decidió crear su propia empresa de explotación de máquinas recreativos antes de que yo naciera. Me crié entre Pinballs a comienzos de los 70, ayudando a mi padre en su taller a arreglarlos y a tenerlos limpios durante los fines de semana y días en los que no había cole. Pero siempre sentí una pasión especial por ellos que todavía conservo. Es muy posible que mi lado de amante de los Pinballs prevalezca sobre el de Operador, sobre todo porque los operadores siempre han llevado sobre sí la imagen de tipos agarrados y peseteros que se preocupan mas por la cantidad de monedas del cajón que por tener sus Pinballs funcionando perfectamente, cuidados, limpios y en el mejor estado posible. Mucha gente lo piensa. Yo nunca lo he pensado porque yo nunca me he portado así con mis máquinas y por lo tanto con mis clientes. Siempre he procurado que nadie que metiera una moneda en mis máquinas siempre tuviera una buena experiencia que les animara a echar otra moneda para volver a disfrutar de una experiencia divertida y agradable.

Pero se que la mayoría de la gente tiene otro concepto de mi profesión y no les culpo. En alguna ocasión he podido comprobarlo con mis propios ojos. Yo... he visto cosas que vosotros no creeríais: Tableros tan sucios que parecía que un autobús de seis ejes hubiera frenado sobre ellos durante veinte metros. He visto bombillas con una capa de suciedad tal, que no la atravesarían ni los Rayos C cerca de la Puerta de Tannhäuser. Flippers tan flojos que da igual apretar el botón o no apretarlo. Todos esos momentos permanecerán... en el tiempo... como inscripciones en una lápida. Es hora de darse la vuelta y salir.

Por eso no me ha sorprendido demasiado ver una anotación sobre la Fish Tales ( uno de mis Pinballs favoritos ) en la biblia del conocimiento Pinbalístico: La Internet Pinball DataBase ( ipdb.org ) En ella explica el porqué del diseño tan peculiar que tienen los bateadores de sus flippers.


Sus flippers, aparte de ser únicos por estar decorados con la forma de un rayo, son cerca de tres milímetros mas cortos porque así se lo pidieron los operadores europeos para que el hueco central fuera mayor.

"The flippers have a lightning bolt pattern molded into them and reportedly are 1/8 inch shorter than the standard Williams flippers. Designer Mark Ritchie stated that the European distributors had wanted a shorter flipper." 

 Menudo morro. Deberían haber aprendido de los Pinballs de Recreativos Franco.




Toni.

lunes, 7 de marzo de 2016

El pinball en España antes de la Guerra Civil

La Guerra Civil Española (1936 – 1939) fue una catástrofe para este país. No solo hablamos del medio millón de muertos durante los cuatro años de guerra y de 300.000 exiliados, también hay que tener en cuenta una postguerra larga y dura (el estado de guerra acabó en 1948) con mas de 28.000 ejecuciones, el hambre y la destrucción de tejido empresarial e industrial que provocó un atraso de más de 25 años. La guerra mundial, el aislamiento del resto del mundo, el clima de terror y represalias, las pérdidas de libertades y unas políticas económicas absurdas sumieron a España en casi la edad media, en una edad oscura. Hasta 1952 no se alcanzó el nivel de producción industrial y agrícola de 1929 y solo con la derogación de la Ley de ordenación y defensa de la industria de 1939 y con los acuerdos que se llegaron con EEUU (el plan Marsall) empezamos a asomar la cabeza. Es entonces cuando se permite la importación de aparatos y tecnología extranjera y cuando, por ejemplo, comienza la edad de oro del pinball español. Franco no permitió la importación de pinballs americanos, pero si la tecnología, diseños e ideas que permitió crear un pequeño tejido empresarial alrededor de las máquinas recreativas. ¿Hubiera sido lo mismo sin el golpe de estado? La historia de nuestro entorno dice que no, que hubiéramos importado máquinas americanas sin preocuparnos apenas de fabricarlas nosotros mismos, al igual que Francia, Alemania o UK. 

Porque… ¿Qué pasaba antes de la guerra? 

Lo primero que tenemos que saber es que antes de la guerra no existían los pinballs, literalmente, pues se llamaban de otras formas: Billar Romano o Billar Automático. Lo segundo que tenemos que saber es que se reguló por primera vez por el gobierno de la II República en 1933, aunque nos consta que antes de esa fecha ya se comercialaban varios tipos de máquinas recreativas. A continuación ponemos las dos órdenes ministeriales que se publicaron: 

Orden de Gobernación de 15 de Noviembre de 1933 
 Dispone:
1º Las máquinas automáticas, a los efectos de la oportuna autorización, se dividen en tres grupos: 
A) De recreo o pasatiempo – Sin premios de ninguna clase. 
B) Expendedoras – Las que entreguen a cambio de la moneda en las mismas depositada una misma clase de artículo u objeto, o de varias clases, siempre que todos ellos sean del mismo valor aproximadamente. 
C) De premio – Las que a cambio de la moneda en ella depositada concedan premios representados en formas distintas, como bonos para consumiciones, objetos o artículos varios. 
2º Se autoriza el funcionamiento de las máquinas automáticas comprendidas en los grupos A) y B) antes indicadas. 
3º Podrá autorizarse el funcionamiento de las que pertenezcan al grupo C, siempre que cumplan los requisitos que oportunamente serán señalados. 
4º Para el funcionamiento e instalación de toda clase de máquinas automáticas será indispensable la previa autorización, en cada caso, de la Autoridad gubernativa. 

Orden de Gobernación de 29 de Noviembre de 1933 
 Para ejecución y cumplimiento de lo prevenido en el apartado tercero de la orden ministerial fecha 15 del corriente mes, he tenido a bien disponer que para autorizar el funcionamiento e instalación de las máquinas automáticas del grupo c) sea preciso que éstas reúnan los requisitos siguientes: 
1º En ningún caso se permitirán premios en metálico. 
2º Su mecanismo será de tal naturaleza que no se presten a juegos de azar. 
3º La máquina ofrecerá en todo caso una mercancía de valor comercial aproximado al de la moneda que se deposite en ella. 
4º Los premios de mayor valor que periódicamente expenden las máquinas, como incentivo para el público, no serán en número inferior al 1 por 10 de las monedas depositadas. 
5º Las máquinas deberán estar provistas de patente y dadas de alta para el pago de contribución. 
6º La licencia gubernativa se renovará cada seis meses, previa petición de los interesados. La falta de esta petición implicará la caducidad de la licencia. La Autoridad gubernativa, en cualquier momento, podrá comprobar si las máquinas cumplen en su funcionamiento las condiciones anteriormente señaladas.

 Con la nueva regulación pronto los españoles se lanzaron a jugar y jugar, pero ya sabemos como es este país, y pronto se nos fue de las manos y en menos de dos años se prohibieron las maquinas de premios: 

Orden de Gobernación de 23 de Enero de 1935 
Habiéndose comprobado el uso abusivo que se hace de las máquinas automáticas llamadas de premio, comprendidas en el grupo C de la Orden ministerial de 15 de noviembre de 1933, inserta en la “Gaceta de Madrid” número 321, del día 17 del mismo mes y año, cuyos requisitos se señalan en la del 29 del aludido noviembre (“Gaceta” de 6 de diciembre de 1933), lo que da origen a constantes denuncias y reclamaciones por haber sido mixtificado el funcionamiento de dichos aparatos lo cual redunda principalmente en perjuicio de la clase obrera, por estar instalados la mayoría de aquellos en los lugares de esparcimiento y concurrencia de ésta, quienes por conseguir un premio de los ofrecidos por las máquinas y de buena fe creen poder obtener, hacen desembolsos que les son indispensables para subvenir a sus necesidades. Este Ministerio, de acuerdo con la propuesta de la Dirección general de Seguridad, ha tenido a bien disponer: Que, a partir de la publicación de la presente Orden en la “Gaceta de Madrid”, se prohíbe el funcionamiento de las máquinas automáticas del mencionado grupo C, quedando derogada la Orden de 29 de noviembre de 1933, y declarándose caducados todos los permisos concedidos a su amparo, y que para lo sucesivo sólo se autorizarán las que se determinan en la Orden de 15 de noviembre del referido año, o sean, las pertenecientes al grupo A, llamadas de “recreo o pasatiempo”, sin premios de ninguna clase, y las del grupo b, simplemente “Expendedoras” que son las que sustituyen al vendedor en la compra de artículos y objetos previamente conocidos por el público. Para su instalación y funcionamiento en los locales público será indispensable el permiso de la Autoridad gubernativa, el cual será renovado cada seis meses, previa petición de los interesados, que de no verificarlo transcurrido dicho plazo se considerará caducado el expedido con anterioridad” 

Fíjense del detalle que la excusa para su eliminación es que la clase obrera era la perjudicada, se notaba que el gobierno era de izquierdas. De todas formas eso no detuvo a los empresarios y a los ludópatas y pronto empezaron a utilizar las máquinas del tipo A para dar premios, lo que llevó también a su prohibición en una Orden muy específica sobre lo que se estaba haciendo mal.

Orden de 16 de Marzo de 1935, Prohibiendo el funcionamiento de las máquinas automáticas que se indican. 
Con el fin de favorecer la industria nacional de la fabricación de máquinas automáticas así como también el de la venta de los artículos que en las mismas se expedían, y en virtud de las constantes peticiones de los constructores de tales aparatos, después del estudio hecho por la Asesoría Jurídica de la Dirección general de Seguridad, se procedió por este Ministerio a dictar las ordenes de 15 y 19 de noviembre de 1933, autorizando el funcionamiento de las máquinas automáticas de recreo o pasatiempo, de las expendedoras y las llamadas de premio. Como posteriormente fuera comprobado el uso abusivo que de las máquinas de premio venía haciéndose, debido a que su mecanismo se prestaba a mistificaciones que aprovechaban sus propietarios para realizar toda clase de combinaciones encaminadas a obtener mayores ganancias, dando con ello origen a constantes reclamaciones y denuncias, este Ministerio, a propuesta de dicha Dirección, dicto una Orden, en 23 de enero último, prohibiendo el funcionamiento de estos aparatos, por los motivos expuestos, disponiéndose igualmente que solo podían ser autorizadas las máquina de recreo o pasatiempo y las denominadas expendedoras. Pero por haberse venido observando que casi todas las máquinas son de fabricación extranjera, que por lo que se refiere a las llamadas de recreo o pasatiempo, y muy especialmente las denominadas “Billares romanos”, se prestan por su mecanismo a toda clase de juegos de azar, y observándose, además, que los propietarios de los locales en que se encuentran instaladas en su mayoría establecimientos públicos, facilitan como premios, en determinadas jugadas, tickets canjeables por diferentes artículos, siendo esto un incentivo para que los concurrentes a dichos locales empleen cantidades en aquellos juegos, sin beneficio positivo y solo con ventaja considerable para la casa, utilizándose también estos aparatos para hacer apuestas entre los jugadores. Este ministerio, de acuerdo con lo propuesto por la Dirección general de Seguridad, ha tenido bien disponer: Que a partir de la publicación de la presente Orden en la “Gaceta de Madrid” queda prohibido el funcionamiento de todas las máquinas automáticas comprendidas en los grupos A, B y C, que se citan en las Ordenes anteriormente invocadas, declarándose caducados todos los permisos concedidos para el funcionamiento de las mismas y que en lo sucesivo solo se autorizaran las máquinas automáticas expendedoras de artículos depositados en las mismas, que se muestren por transparencia al público, o sean previamente conocidos por el mismo. Es decir, aquellas que simplemente sustituyan al vendedor en la entrega del citado artículo o artículos que se deseen adquirir, teniéndose presente que no podrán funcionar las máquinas expendedoras que se instalen en calles, andenes, terrazas y demás parajes públicos, que no estén bajo la vigilancia expresa de alguna persona que cuide y asegure su buen funcionamiento, con el fin de evitar y atender cuantas reclamaciones se formulen en este sentido. Igualmente serán autorizadas las que tengan por único y exclusivo objeto el verdadero pasatiempo, como son la que entretienen al público con audiciones musicales, vistas panorámicas o de arte, fotografías, etc. o bien las que solo sirvan para determinar el peso o fuerza de las personas u otras análogas, de absoluta moralidad, sin que contengan epígrafes, numeraciones, bolas numeradas, figuras u otras indicaciones de la suerte, todo ello a cambio de la moneda o monedas que en ellas se depositen. Serán asimismo prohibidas todas aquellas que con su empleo den lugar a que con las diversas combinaciones de sus jugadas puedan prestarse a cualquier clase de juego de azar y otros no autorizados, den premios o derecho al consumo de artículos. Para la instalación y funcionamiento de cualquier clase de aparatos mecánicos será indispensable el permiso expedido por la Autoridad gubernativa, que deberá ser renovado cada seis meses, previa petición de los interesados. 

 Por tanto fue la II República, un año y pico antes del golpe de estado, la que prohibió las maquinas recreativas, especialmente los billares romanos. Eso significa que mucho antes que los americanos prohibieran el pinball en su país nosotros ya nos habiamos adelantado!! Otro mini-punto para España!!

Durante ese breve lapso de tiempo se comercializaron varios pinballs, tanto de fabricación española como extranjera (americanos principalmente, pero también alemanes o franceses). Pinballs españoles a día de hoy solo se han localizado dos, el sevillano Fabe de F.Abadín de 1931 y el Rolls A de E.M.Dasi fabricado en Santander por Talleres de Tetuan de 1933. Ambas son máquinas simples, si nada de electrónica ni electricidad, completamente mecánicas, el clásico modelo lanzador-clavos-bolas. 

Fave y Rolls A
Entre los pinballs de importación que llegaron a España nos encontramos con “Fuego de Cañon” / Cannon Fire de la empresa de Chicago Mills Novelty Company. Un pinball que según la IPBD se empezó a fabrican en diciembre de 1934 y que el distribuidor “Juan Ferrer y Compañía” (C/del Angel, 17 de Madrid) publicitó en varios periódicos en Marzo de 1935.  

Fuego de Cañon/Cannon Fire


Coupe D'Argent 1933-Diciembre de Scott, Adickes & Cie, Paris, France (1932-1934) lo comerciazaba el propio fabricante desde su delegación en la calle Mayor, 4 de Madrid.  
Coupe D'Argent


 Otro de los pinballs mas populares (y mas caro) era el fantástico World's Fair Jig-Saw 1933 – Agosto (Rock-ola Manufacturing Corporation, Chicago, USA 1932-1938) Jigsaw (rompecabezas) era un modelo mucho mas elaborado que los españoles con un puzzle en mitad de playfield en el que se iban levantado las piezas según iban cayendo las bolas en diferentes agujeros. Tambien lo comercializaba Scott, Adickes & Cie que incluso organizó un concurso para sortear uno entre sus clientes. 
  

  Jig-Saw
 Era muy bonito y muy perseguido. De hecho en un boletín de la Guardia Civil se ponía como ejemplo de billar romano a perseguir: 
Revista técnica de la Guardia Civil” n.º 312 de febrero de 1936 (4 meses antes de empezar la guerra) Orden de la Dirección general de seguridad de 24 de diciembre de 1935 
Siendo muy frecuentes las consultas que por los Jefes de las plantillas de Investigación y Vigilancia se formulan a esta Dirección acerca del criterio a seguir con respecto al funcionamiento de las diversas máquinas automáticas que regula la Orden del Ministerio de Gobernación de 16 de Marzo de 1935, publicada en la “Gaceta” del 28 e inserta también en el Boletín Oficial de este centro , de fecha 30 del mismo mes, para que sierva de norma general, se advierte a todos los comisarios y Jefes de las plantillas de Policía, dependientes de esta Dirección, la estricta observancia de lo que preceptúa la citada Orden ministerial, y muy especialmente que solo deberán autorizarse aquellas máquinas o aparatos “expendedores” de artículos depositados en las mismas, que se muestren por transparencia al público o sean conocidos previamente por el mismo; es decir, aquellas que simplemente sustituyan al vendedor en la entrega del citado artículo o artículos que se desean adquirir, o bien las que tenga por único y exclusivo objeto el de verdadero pasatiempo, sin que contengan numeraciones, bolas numeradas, figuras y otras indicaciones de la suerte. Por cuanto pueda servir de orientación sobre los distintos tipos y variedades de las máquinas y aparatos de que se trata se inserta a continuación una breve reseña de las que han sido prohibidas en su funcionamiento después del examen hecho por la Asesorías Técnica y Jurídica de esta Dirección:
  •  Billares rusos o americanos: marcas “Iberia”, “Unic”, “L’AS” y otro sin marca. 
  • Billares romanos: “Coto”, “Tura-Ball”, “Rana Automática”, “Puerta del Sol”, “Jig-Saw”, “Metro”, “Baby Buena Suerte”, “Basket-Ball”, “Silver-Cup”, “Big-Berta” y similares.
  • Canchas: “Boliche” y “Juego de Bolos Americanos”
  • Aparatos Diversos: “Grúa Eléctrica”, “Leonor”, “Mundo”, “Radioescucha” “The Bell Boy”, “El Avión”, “Bimbo”, “Reloj Mágico”, “Esfera Mágica”, “Reloj Recreativo”, “Flora” y otras de distintas marcas y de características semejantes. 
Se consideran prohibidas todas las que otorguen premios en cualquier forma que lo verifiquen y las conocidas con el nombre genérico de “Tragaperras”. 

De los modelos de billar romano que se comentan he encontrado los siguientes 
World's Fair Jig-Saw 1933 – Agosto (Rock-ola Manufacturing Corporation, Chicago, USA 1932-1938)
Silver Cup 1933 – Julio (Genco Manufacturing Company, Chicago, USA 1931-1958)

Tura-Ball 1933-Marzo (Tura Automatenfabrik Gmbh, Leipzig,Alemania)

Metropolitan 1933-Mayo( Pacific Amusement Manufacturing Company, Chicago, USA 1932-1937)

Big-Bertha 1934 – Agosto (Daval Mfg Company Incorporated, Chicago, USA 1934-1939)


Hay que tener en cuenta que la IPDB tiene mas de 900 modelos entre 1932 y 1935 y que es difícil localizar algunos modelos, sobre todo si sus nombres fueron españolizados. De todas formas los modelos “Coto”, “Rana Automática” y “Puerta del Sol” podrían ser perfectamente españoles. 

Y así termina la breve historia del pinball en España antes de la Guerra Civil, que nos llevó a un gran periodo de completa ausencia de maquinas de pinball en este país...